Las páginas webs y buscadores, pueden saber datos privados nuestros y de nuestro entorno, sin que les hayamos dado permiso para ello. Algunos de los navegadores ya están trabajando para evitar que esto pueda suceder. Es el caso de Firefox, que ha descubierto que a través de los sensores de proximidad y de la luz ambiental que hay en nuestro navegador pueden espiarnos. Conoce cómo están trabajando para evitarlo.

La privacidad cuando navegamos por internet va mas allá de la pantalla de nuestro ordenador, móvil o tablet. Hay APIs que permiten a los atacantes, obtener información de nuestro entorno y robarnos datos.

¿Qué es una API?

Es un conjunto de herramientas que una empresa o entidad entrega a desarrolladores para que creen aplicaciones para su plataforma, a partir de su código original. Dos de los casos más polémicos, por la facilidad de obtener datos del usuario, son las APIs: Proximity y Ambient Light; al estar permitidas por la W3C, cualquier navegador moderno los puede soportar.

A través del sensor de luz, que sirve para detectar la luminosidad del ambiente, las compañías podrían saber a qué hora utilizamos el navegador y proponernos actividades cercanas a nuestra ubicación, por ejemplo, que vayas a merendar a la cafetería más cercana o que te compres ropa en una de las tiendas que tienes al lado. También pueden obtener la información sobre los enlaces que hemos visitado e incluso nos pueden robar códigos QR.

¿Para qué sirve el sensor de luz?

Los sensores de luz envían los datos lumínicos al sistema operativo del móvil, para que regule de forma automática el brillo de la pantalla (siempre y cuando tengamos activada la característica). También sabrá si estamos delante del móvil o lo tenemos al lado, gracias a que reconoce nuestros movimientos por los puntos de luz que tenemos alrededor.

La calidad de la información que el dispositivo puede recopilar a través de la API, dependerá de la calidad de cada uno. En algunos casos, se podrá saber a qué distancia exacta está cada punto de luz o los objetos y en otros dispositivos, solo se podrá saber si están cerca o lejos.

A pesar de qué estos sensores están para facilitarnos el uso de los dispositivos móviles y que en muchos casos, agradecemos que estén instalados, no se puede impedir que se utilicen con fines malignos. Para evitar que se pueda vulnerar la privacidad del usuario, Mozilla bloqueará los sensores de proximidad y luz ambiental en el navegador Firefox.

Como vemos, utilizar este navegador nos ayudará a proteger nuestra privacidad en internet, ya que parece ser una de las más seguras. No olvides, que para mantener tu privacidad a salvo, además, deberás tener cuidado con los datos privados que publicas en la web y a quién le das acceso para verlos.

Fuente: Omicrono

¿Te ha gustado? ¡Ayúdanos!

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Suscríbete y recibe

información exclusiva

Únete al universo Apollo y recibe las últimas

noticias sobre tecnología y event apps

Enhorabuena, te has registrado correctamente al newsletter de Apollos Universe